Emma Stone y cómo logró usar la ansiedad a su favor

Visitas: 586 | Categoria: Noticias

En una entrevista con el Dr. Harold S. Koplewicz para el Child Mind Institute, Stone contó sobre su primer ataque de pánico y cómo ese momento "aterrador" se repitió durante los años siguientes. La actriz de varios filmes cinematográficos dijo que tuvo su primer ataque cuando tenía solo 7 años. "Después del primer grado, antes de comenzar el segundo grado, tuve mi primer ataque de pánico. Fue verdaderamente aterrador y abrumador", le contó al Dr. Koplewicz. 

"Estaba en casa de una amiga y, de repente, estaba convencida de que se estaba incendiando. Me quedé sentada en su habitación y, obviamente, no había fuego pero no había ni un rincón en mí que no pensara que nos íbamos a morir", relató Stone. Estos brotes continuaron durante los dos años siguientes y, según contó la actriz, lo pasaba tan mal que en ocasiones fingió estar enferma para no tener que ir al colegio y lidiar con ello allí. "No podía ir a las casas de mis amigos. Como puedes ver he mejorado, ¡lo prometo!", bromeó con Koplewicz.

Fue tras su primer ataque cuando comenzó a ir a terapia y, aunque su médico supo desde el primer momento que padecía de ansiedad generalizada y un trastorno de pánico, prefirió no decírselo. "Estoy muy agradecida de no haberlo sabido en ese momento. Quería ser actriz y en ese momento no había muchos actores que hablaran de ataques de pánico", confesó.

Durante ese tiempo, según Stone, escribió un cuaderno titulado Soy más que mi ansiedad y que su madre todavía conserva.

Ahora, Emma Stone aprendido a llevar su trastorno gracias a la meditación y la terapia, y considera que el diálogo en este aspecto ayuda mucho. "Si puedo hacer algo para decir 'Hey, te entiendo y estoy contigo y puedes salir a la calle y perseguir tus sueños y tener relaciones geniales con otras personas', espero poder hacerlo", añadió.

Por suerte, cada vez es más normal que las personas que sufren trastornos como la ansiedad hablen de ello, dando visibilidad a un problema generalizado que sufre más gente de la que imaginamos. Famosos como Claire Foy, Lady Gaga, Selena Gómez o Lena Dunham son algunos de los celebérrimos nombres que han abierto el diálogo en base a sus propias experiencias personales, haciendo ver que, con voluntad y siendo conscientes de la necesidad de ayuda profesional, uno puede aprender a convivir con su mente y alcanzar cualquier meta que se proponga.


Para Mentes Frescas